¿Cómo encontrar un trabajo en el extranjero?

Cómo prepararse para vivir en otro país?

La adaptación a trabajar en un país extranjero es una habilidad en sí misma. Una persona que trabaja durante algún tiempo en España, Rumanía y Suecia, por ejemplo, ha aprendido a adaptarse a distintos patrones culturales y sabe cómo se trabaja y se colabora mejor con los habitantes de esos países. Se trata de habilidades muy valiosas. Una persona que trabaje en un país latino como Italia, por ejemplo, se acostumbrará a gestionar la flexibilidad, de manera que si alguien dice «5 minutos» entiende que tal vez no sean los mismos 5 minutos que serían para un alemán.

«El mejor consejo para los solicitantes de empleo que consideran la posibilidad de irse a otro país no es otro que aprender el idioma. A través de la lengua es como se puede entender la cultura. Hay cosas que, sencillamente, no tienen traducción.

Las personas suelen infravalorar la importancia que tienen los aspectos culturales al trabajar en el extranjero. Entre ellos se incluyen la lengua y las normativas del mercado laboral, pero también la cultura empresarial en el lugar en el que se trabaja y en la sociedad en sentido amplio. En los países nórdicos es frecuente que no haya jerarquías. En Francia, la jerarquía está muy presente y el sistema está muy centralizado. En los países de Europa oriental, la autoridad suele ser muy importante, por lo que hacer un comentario negativo puede no ser bien recibido.

Los consejeros EURES me parecen muy conscientes de la importancia del factor cultural. Ellos trabajan en una organización multicultural y tienen contacto con colegas de toda Europa. Son un buen recurso para los solicitantes de empleo.

«La gente no siempre se prepara debidamente para vivir y trabajar en otro país. No son conscientes de que es necesario conocer sus derechos y deberes. La ventaja de usar los servicios de EURES es que son gratuitos, accesibles y ofrecen un tipo de información que hace que el proceso de búsqueda de empleo, traslado y trabajo en el extranjero sea mucho más seguro».

Piret Ustav, consejero EURES de Estonia



Venda su experiencia

Trabajar en otro país, aunque sea por poco tiempo, puede resultar muy útil para el futuro, incluso en un sector diferente. Demuestra capacidad de adaptación. Muchos empresarios desean comprobar la experiencia internacional previa de los candidatos.

Prepárese para hacer frente a dificultades

Esté preparado para un choque cultural, puesto que se producirá. Muchas personas se marchan a otro país con una imagen en la que todo es de color de rosa, pero esta acaba por desvanecerse. Es importante que se prepare para reducir al mínimo los efectos negativos.

Ha habido casos de personas que se han ido a otro país europeo en busca de trabajo, pero sin conocer la lengua u otras habilidades necesarias, y han acabado como vagabundos, sin recursos para volver a casa. Se han dado otros casos de emigrantes que perdieron el empleo por la crisis económica y que han permanecido en el país porque no querían volver a casa y admitir que habían fracasado. Los consejeros EURES pueden facilitar recomendaciones útiles para evitar tales situaciones.

«En una ocasión asistí a una feria de empleo en Basilea y me reuní con un consejero EURES de Luxemburgo. Me facilitó asesoramiento práctico y útil, como información sobre el mercado de trabajo, las condiciones de vida y de trabajo en el país y cómo presentar solicitudes para los puestos, y también sobre los pasos que deben darse antes de irse a trabajar al extranjero».

Solicitante de empleo de Suiza que ahora vive y trabaja en Luxemburgo



Prepárese para volver a casa

Puede suceder que sienta un «choque cultural de reincorporación» al volver a casa después de trabajar en el extranjero. Tal vez se haya acostumbrado a vivir en una ciudad con cierto nivel de vida y puede que no encuentre esa misma calidad de vida en su país. Su percepción de lo que es un buen nivel de vida ha variado.

Algunas veces sucede también que las personas imaginan que van a encontrar el mismo lugar que dejaron cuando se marcharon y pueden sentirse decepcionadas. Su ciudad, su trabajo, su familia y sus contactos habrán cambiado después de 3 años. Las cosas pueden haber mejorado, pero también pueden ser más difíciles. A fin de cuentas, no es muy probable que encuentre las cosas tal como las dejó».

© European Union, 2014

Study in Malaysia
Berjaya_220.jpg

Study in Switzerland
BBA-Bachelor-220_1.jpg

Study in Poland
Privacy Policy